Tendencias

Coronavirus: Qué nichos del mercado inmobiliario se reactivarán primero

A pesar de la crisis que supone la cuarentena obligatoria, el mercado se predispone a reiniciar su actividad de la mano de productos que se dirigen a un segmento que está en condiciones de aprovechar la baja -temporaria- de los costos de producción.

Héctor Sarlinga, Socio Gerente de DAHEDA Construcciones, señala que la construcción “se vuelve aún más atractiva por la devaluación de la moneda nacional, con incidencia en el valor de mano de obra; nótese que este representa el 60% del costo total”. El empresario sostiene que esta caída es de “aproximadamente un 20%” en relación a principios de este año y que “son trasladables, y por ende, benefician al inversor”.

De este análisis se desprende que, en el corto plazo, la mayor demanda recaerá sobre la construcción de vivienda. En opinión de Sarlinga, el sector se dirige hacia una etapa superadora: “Probablemente, desde el Estado surgirán medidas que involucrarán créditos a tasa baja y exenciones impositivas para algunos segmentos de la población; y los desarrolladores, como ya algunos lo han hecho, tendrán la posibilidad de iniciar aquellos proyectos de obras que por un motivo u otro han postergado; todo lo cual contribuirá a mejorar el déficit habitacional existente y a reactivar nuestra economía”.

Miguel Di Maggio, director de la inmobiliaria Depa, tiene indicios de que esto puede suceder. “hoy mucha gente está consultando con arquitectos los costos de hacer una inversión en una casa en barrios cerrados o semicerrados. La subida del dólar hace que parte del foco se centre en ese segmento”.

Siguiendo el modelo de negocio que emplea para sus residencias en zonas turísticas y con la idea de captar el renovado interés por los barrios cerrados, Covacations Group lanzó un nuevo producto. “Se trata del uso fraccionado de una propiedad en countries o barrios cerrados reduciendo costos de adquisición, gastos comunes y mantenimiento, inclusive de parque y piscina. El sistema está diseñado para que cada uno de los copropietarios disponga del uso de la propiedad en forma proporcional y rotativa en las diferentes temporadas del año. Por ejemplo si son cuatro cada uno lo tiene durante tres meses en el año”, resume Enrique Rebaudengo, Socio fundador de Covacations.

Por su parte, Daniel Silva, CEO de Metrospaces, desarrolladora del barrio Blü Pilar, agrega que en su caso “las consultas siguen llegando, a pesar de todo, pero no hay cierres de operaciones en cuarentena”. El broker no puede llevar la consulta del cliente al siguiente nivel porque es materialmente imposible organizar visitas ahora, absolutamente necesarias para formar la toma de decisión final de compra. Sin embargo, Silva logra definir la tendencia del interés que percibe. “Estas consultas se orientan especialmente a barrios cerrados, con buen acceso a la Capital Federal, con seguridad y expensas bajas, sobre todo en la Zona Norte, en el eje de la Panamericana. Por sobre otras localidades se destaca Pilar, que viene con una inercia de desarrollo sostenido durante mucho tiempo”.

Sin embargo, no solo el segmento residencial se perfila con optimismo. También los inmuebles industriales, especialmente los centros logísticos que cobraron mayor protagonismo con el aumento exponencial de las ventas online.

Adolfo Curi, CEO de Grupo Posadas, asegura que “l valor de la construcción en dólares es el más bajo de los últimos 20 años, lo que permite invertir hoy y capitalizar el 100% de la inversión. Este tipo de oportunidades son únicas y solo suceden en la Argentina en algunos momentos históricos. Quienes quieran construir activos van a tener una gran oportunidad porque cuando el país se recupere tendrán un gran valor; sobre todo porque la logística será el futuro del real estate. Esta situación que se vio en la pandemia, en la que miles de industrias se han visto forzadas a involucrarse en la comercialización online, potenció enormemente la logística y por ende el warehousing. A largo plazo es una gran oportunidad construir depósitos hoy a muy buen precio”. Y detalla: Desarrollando la inversión en US$ 500 o US$ 600 el m2 y alquilando, en valores históricos de mercado de 7 y 8 dólares, los retornos pueden llegar al 20% anual en propiedades top”.

Por último, Di Maggio brinda una serie de consejos para quien se incline por el mercado de viviendas: 1) Hacer un buen acopio de materiales hoy es una buena oportunidad. 2) Si vas a comprar un lote, mirar toda la zona de interés ya que seguramente vas a encontrar oportunidades con rebajas importantes. 3) Muchas casas de barrios cerrados a estrenar se venden terminadas y con financiaciones amplias. 4) Hoy las rebajas no discriminan barrio, es momento de explorar nuevas zonas ya que seguramente encuentres mejores precios en zonas que se denominan como ‘caras’. 5) Siempre hacer una contraoferta sin importar el valor de la propiedad. “‘Propiedades sobran, lo que faltan son inversionistas’ y hoy más que nunca, así que a ofertar”

FUENTE: Inés Álvarez – www.clarin.com/

Acerca del Editor

Dejar un comentario